3 de enero de 2016

¿Las cosas pasan por algo?


por Raimundo Barbado


Las presuntas reencarnaciones mantenidas por los seres humanos -fuertemente relacionadas con la supuesta Ley del Karma-, según regresiones hipnóticas efectuadas a lo largo de la historia clínica, por medio de algunos Psiquiatras interesados en el tema, así como Psicólogos clínicos, psicoterapeutas vocacionales, sin titulación ortodoxa, e incluso magos y espiritistas, disponen de poco valor científico de cara a corroborar la posible realidad de experiencias de vida anteriores, puesto que en todos los casos, siempre entra en juego o se interpone la fantasía inconsciente de los declarantes en estado cuasi-comatoso.

Según varias religiones dhármicas, el karma (En sánscrito: कर्म) sería una energía trascendente (invisible e inmensurable) que se deriva de los actos de las personas.

Según las leyes del karma cada una de las sucesivas reencarnaciones quedaría condicionada por los actos realizados en vidas anteriores. Es una creencia central en las doctrinas del budismo, hinduismo, jainismo, el ayyavazhi y espiritismo.


marketingblog.es/Símbolo del karma.


Aunque estas religiones expresan diferencias en el significado mismo de la palabra karma, tienen una base común de interpretación.

Generalmente el karma se interpreta como una «ley» cósmica de retribución, o de causa y efecto. Se refiere al concepto de «acción» o «acto» entendido como aquello que causa el comienzo del ciclo de causa y efecto.

El karma está en contraposición con las doctrinas abrahámicas (judaísmo, cristianismo e islamismo).

El karma explica los dramas humanos como la reacción a las acciones buenas o malas realizadas en el pasado más o menos inmediato.

Según el hinduismo, la reacción correspondiente es generada por el dios Iama; en cambio en el budismo y el jainismo ―donde no existe ningún dios controlador― esa reacción es generada como una ley de la Naturaleza (como la gravedad, que no tiene ningún dios asociado).

En las creencias indias, los efectos del karma de todos los hechos son vistos como experiencias activamente cambiantes en el pasado, presente y futuro.

Según esta doctrina, las personas tienen la libertad para elegir entre hacer el bien y el mal, pero tienen que asumir las consecuencias derivadas.

Claro, el problema de criterio podría ser decidir sobre lo que está bien y/o está mal.


Fuente:  es.wikipedia.org/wiki/2016



Información:

El Karma, o Ley de Causa y Efecto, enseña al hombre a abandonar el error CMA 3002

Conferencia de Juan Orsini. Círculo Metafísico Argentino.


       

Publicado el 7 ene. 2014 por  Juan Orsini


No hay comentarios :

Publicar un comentario